Colores de otoño: Tsaritsino

Foto de Laura Morales

Cuando el verano se va y las hojas de los árboles se ponen rojas, amarillas, marrones y empiezan a caerse, es la estación ideal para pasear por los numerosísimos parques de Moscú. En esta época se puede ver a los moscovitas paseando, recogiendo hojas para hacer preciosas coronas con ellas, a las chicas posando y haciéndose fotos con las hojas de colores…

Foto de Laura Morales

Uno de los parques más majestuosos es, sin duda alguna, Tsaritsino, que debe su nombre al hecho de haber sido la residencia de la zarina Catalina la Grande. Aunque, según explica Phoebe Taplin en su Moscow Walks de otoño, el palacio no fue terminado hasta 2007, más de 200 años después de que Catalina la Grande empezara la construcción.

En Tsaritsino es posible visitar algunas dependencias del palacio así como una sala de exposiciones temporales donde ahora mismo hay una muestra del escultor Auguste Rodin.

Foto de Laura Morales

Durante los meses de septiembre y octubre también tiene lugar en el parque el festival de la miel, donde se pueden probar y comprar innumerables tipos de miel.

MAB y yo seguimos el paseo que Phoebe Taplin propone en su Moscow Walks de otoño: empezamos el recorrido en la estación de metro Orekhovo y recorrimos todo el parque hasta llegar a la estación de metro Tsaritsino (aproximadamente 3 km). Nos perdimos el mercado de miel, pero vimos muchísimas ardillas descaradas que se nos acercaban y saltaban de árbol en árbol.

Anuncios