Operación Shurik

Invierno, sábado por la noche, ¿quién ha dicho salir? Mejor nos quedamos en casa y vemos una película de esas que tanto nos gustan… por supuesto, una película soviética.

600full-operation-y-&-other-shurik's-adventures-screenshot

Operatsiya “Y” – Déjà Vu

Últimamente hemos visto las dos películas que componen las aventuras de   Shurik (Shurik es el diminutivo del nombre Alexander), un personaje interpretado por el actor Aleksander Demyanenko, que representa en esta saga al típico estudiante empollón. Podríamos decir que las películas de Shurik son comedias absurdas que rozan lo estúpido y el sinsentido. Creo que esas características son algo propio del estilo de la época (años 60 y 70), aún así estas películas no dejan nunca de sorprenderme y de hacerme pensar que hoy en día serían clasificadas como cine “independiente” o “experimental”, cuando en la época soviética (y todavía hoy en día) son lo más popular entre la población rusa. Una de mis estudiantes me dijo que había visto estas películas unas treinta veces y que nunca se cansaba: está segura de que las va a ver más de treinta veces más. Las películas de Shurik son un clásico de todos los tiempos.
Operatsiya “Y” (Operación “Y”), está formada por diversos capítulos que forman historias independientes, todas ellas protagonizadas por Shurik, claro. Descubrimos esta película por casualidad en nuestro fin de semana en BKC-Country: cuando después de cenar subimos a nuestra habitación encendimos la tele y ahí estaba Operatsiya “Y”, pero ya estaba terminando. Otro día la buscamos en Internet y es posible verla en youtube con subtítulos en inglés:

Shurik y Lida

El capítulo de Operatsiya “Y” que más nos gustó es el que se titula “Déjà vu” (ver minutos 00:31 hasta o1:oo:32). Este episodio es tan famoso y tan querido por los rusos que en la ciudad de Krasnodar hay una escultura de Shurik y Lida, los personajes de preciosa historia (¡que no voy a contar, es necesario verla!).

Al ver Operatsiya “Y” me acordé de que  ya había visto antes la otra película de las aventuras de Shurik las igualmente absurda y desternillante  Kavkazskaya plennitsa, ili Novie priklucheniya Shurika (Secuestro en el Cáucaso o las nuevas aventuras de Shurik):

Y también había visto otra famosísima película protagonizada por el mismo actor, Ivan Vasilevich menyaet professiyu (Iván Vasilievich cambia de oficio):

Todas estas películas tienen canciones que han pasado a formar parte de las bandas sonoras de las vidas de todos los rusos. Hasta los más jóvenes las conocen, tal como comprobé con mis propios ojos (y oídos) un par de semanas después de llegar a Moscú por primera vez, cuando fui a comer algo a la cafetería Kvartira 44, como ya conté en este post. También cuando entras en GUM puedes escuchar todas estas canciones y, aunque no entienda la letra, yo misma me he sorprendido canturreando alguna de ellas. “La canción de los osos” de Secuestro en el Cáucaso, es una de las más pegadizas:

Creo que me voy a ver una de esas antiguas películas…¿alguna otra recomendación?

Anuncios